martes, 27 de septiembre de 2016

Sepultados los restos de Alberto Yunén resaltando sus cualidades de ciudadano, padre, esposo y de amigo.

El empresario Alberto Yunén, quien falleció ayer de un cáncer
Alberto Yunén

Por Marcelo Peralta
Santiago, R.D.- Una de las lecciones que me dio papi fue de que hay que respetar a los demás, sin importar sus condiciones sociales o económicas.
Esas fueron palabras salida de los labios de la licenciada en Administración de Empresas la joven Pamela Yunén, hija del ingeniero Alberto Yunén en la despedida de su padre.
Mientras que Alberto Yunén hijo dijo agradecer en nombre de la familia las muestras de solidaridad que ha tenido el pueblo de Santiago y el país.
En tanto que el Presidente del Diálogo Nacional y pasado rector de la Pontifica Universidad Católica Madre y Maestra-PUCAMAIMA- Monseñor Agripino Núñez Collado dijo: “Nos sentimos muy agradecidos y orgullosos de haber conocido y compartido con Albertico, siempre se mantuvo fiel a nuestra entidad y fue una persona maravillosa por su trato afable y cordial con los demás”.
Habló en la eucaristía en la que afirmaba que hace 2 semanas un pariente de Yunén le llamó a mi casa para solicitarme que la misa de su despedida fuera en la misma Universidad en la que se graduó de ingeniero.
En la misa concelebrada por Núñez Collado estaban los sacerdotes Vinicio Disla y Carlos Santana.
Alberto Yunén era un nombre que gozaba de aprecio y en varias ocasiones fue presidente de la Asociación de Industriales de la Región Norte y miembro de la Junta de Directores de la Universidad PUCAMAIMA.
También, fue dueño de la Cartonera Cibao y de la Industria Café Mamá Inés, empresas que estaban ubicadas en la carretera que une a Santiago y el municipio de Licey al Medio.
Hoy sus restos han sido sepultados en el cementerio privado “Fuente de Luz” situado en la Avenida Circunvalación Norte.
Tanto a la misa y los actos funerales asistieron reconocidos empresarios y hombres vinculados a los negocios diversos.
 Alberto Yunén falleció ayer de cárcel de pulmón a la edad de 65 años tras luchar en vano por varios años contra la terrible enfermedad.
Yunén fue uno de los dirigentes empresariales más dinámicos y de mayor acercamiento con los periodistas y la sociedad en esta ciudad.
Dirigió por varios años la Asociación de Industriales de la Región Norte (AIREN).


No hay comentarios:

Publicar un comentario