lunes, 29 de junio de 2015

Honor y loor al maestro en su Día.

 Resultado de imagen para fotos de una maestra dando clases
 Por Marcelo Peralta
 No se equivoco el escritor y poeta italiano Arturo Graf, al apuntar que: “Excelente maestro es aquel que, enseñando poco, hace nacer en el alumno un deseo grande de aprender”.-

En más de 100 países del mundo incluyendo a la República Dominicana se celebra el 30 de junio el Día del Maestro, ser humano que en medio de limitaciones y estrecheces no vacila en escoger espacio para comunicar conocimientos, ideas, experiencias, habilidades, hábitos a sus alumnos.

El Día del Maestro es una festividad en que se celebra a los maestros, catedráticos, profesores y personas que generalmente las que trabajan dedicados a enseñar y orientar.

En la República Dominicana cada 30 de junio se conmemora una fecha memorable en honor al trabajo de tantas personas que a diario entregan lo mejor de sí en las aulas de escuelas, centros de estudios, formando a los hombres y mujeres que se preparan para servir a la Nación.

En la Patria de Juan Pablo Duarte esta fecha del Día del Maestro la instituyó el secretario de Educación de entonces, Virgilio Díaz Ordoñez mediante la resolución numero 6-39 de fecha 6 de junio de 1939.

“El Día del Maestro en la República Dominicana”, es en honor al natalicio del profesor Juan Boch Gaviño, quien fuera uno de los escritores más famosos y completos de todo América Latina.

Esta fecha arrastra consigo entrega, empeño, nostalgia y la lucha constante con las adversidades que presenta el sistema educacional del país, al cual los mentores le ganan la batalla para cumplir con su misión que está vinculada a una vocación plena de servicio.

Para muchas personas el día 30 de Junio transcurre desapercibido y la Asociación Dominicana de Profesores (ADP) que es la organización sindical de docentes que realiza actividades diversas a favor de su membrecía.

Son muchos los hombres y mujeres que cargan en sus hombros la delicada labor de enseñar y orientar.

Desde prensaglobaldigital vayan las felicitaciones más sinceras a esos abnegados hombres y mujeres quienes arriesgan sus vidas orientando a esos niños y niñas de hoy, porque serán ellos mañana los responsables de guiar nuestra Patria.

Hay que tener los pies sobre la tierra y comprender bien, de que para poder llevar la Patria por buenos senderos es impostergable tener encendida la luz de la sabiduría de que la Soberanía hay que defenderla en todas las circunstancias.

De  nada sirve vivir en un país donde no haya Soberanía y una forma de defenderla es, ensenarles a los niños, niñas y jóvenes a conocer la historia del país donde uno nace y vive.

La historia de los países se va haciendo  cuando los hombres participan con su manera de actuar en los acontecimientos del diario vivir.

Para poder tomar el camino de la rectitud, debemos enseñar a nuestros niños y niñas a enderezar el camino para en el porvenir no caminar torcidos.

Darle a conocer los nombres de las personas que caminaron bien y de los que lo hicieron mal para que puedan distinguir a uno de los otros.

Si sabemos de dónde partimos, por dónde hemos caminado y dónde estamos en estos momentos, podremos entender y defender mejor la República Dominicana.


De ser así, estamos seguros de que, cuando a esos niños y niñas de hoy le toque guiar a la Patria, sabrá por dónde llevarla, porque la aprendió desde sus primeros años de clases y jamás será capaz traicionar los ideales que nos legara Juan Pablo Duarte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada