martes, 26 de mayo de 2015

Gobierno de Polonia indemnizaría niños violados por sacerdote.

Resultado de imagen para fotos del padre gil
Padre Gil acusado de violar menores.
De los servicios de prensaglobaldigital.Desde meses en el 2013 que se iniciaron las denuncias y las averiguaciones de las violaciones.Los escandalos del padre Gil.
Santiago, R.D.- El gobierno de Polonia resarciría el daño ocasionado por un sacerdote de allí acusado de abusar sexualmente contra varios niños en Juncalito, municipio de Janico situado al Sur de la provincia de Santiago, en República Dominicana, hechos que al descubrirse desato un escándalo en la Religión Católica.

Las presuntas agresiones sexuales a varios niños, por parte de un sacerdote católico de nacionalidad polaca desataron escándalos en Juncalito de Jánico donde los padres de algunos de los afectados incoaron demandas contra el religioso y viajaron a Polonia para notificar a las autoridades de allí.
El Departamento de Unidad de Género de la Fiscalía de Santiago intervino contra el cura Alberto Gil Nojache, quien estaba asignado a la parroquia San Antonio de Padua, de la comunidad serrana.
Este martes el Procurador General de Polonia, Andrzej Seremet, quien visitó República Dominicana  firmando un acuerdo con su homologo Francisco Domínguez Brito, dijo  que las autoridades de su país están trabajando para indemnizar a los familiares de las víctimas del abuso sexual cometido por Wojciech Gil a quien apoda el padre Alberto Gil que estaba asignado a Juncalito, en Santiago.
Asimismo en el acuerdo de cooperación firmado por el Procurador General de la República, Francisco Domínguez Brito y su homologo polaco, Andrzej Seremet se busca evitar y sancionar a quienes sean vinculados a estos tipos de ofensas ocurrida entre ambas naciones.
El Procurador General de Polonia, Seremet dijo que la condena al padre Gil fue el resultado del trabajo que hizo el gobierno dominicano, a través de la procuraduría general República,  y que la condena máxima en este tipo de delitos es de 12 años de prisión, pero que por un acuerdo su sanción es de solo siete años de prisión domiciliaria y se le prohibió trabajar con menores de edad durante 15 años.

Dijo que gracias al material y a las evidencias que recibieron del ministerio público dominicano, se pudo presentar un caso en la forma más dura y grande contra el excura.

Mientras que en torno al exnuncio Joseph Wesolouski, también acusado de abuso sexual contra menores de edad en República Dominicana, Seremet dijo que la no impunidad en este tipo de caso dependerá de la cooperación  y las evidencias que se puedan presentar para sustentar su acusación.

Descartó una posible extradición del exnuncio hacia República Dominicana, por considerarlo muy difícil.

Luego de la firma del acuerdo entre ambos procuradores, el funcionario polaco se reunió con los familiares de los niños víctimas del padre Gil, quienes acudieron por ante el despacho del procurador Domínguez Brito para esa entrevista.

La comisión de Polonia y Domínguez Brito fueron a la cárcel de Najayo a conocer el sistema penitenciario dominicano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario