miércoles, 25 de febrero de 2015

Nuevos autobuses eléctricos en ciudades de gran desarrollo.

Autobús eléctrico de Volvo y Siemens

Este conductor se abastece 
de energia para proseguir la marcha.
De los servicios especiales de prensaglobaldigital.

La empresa fabricante de automóviles Volvo y Siemens implantan sistemas de autobús eléctrico en ciudades de gran desarrollo.

El fin principal es desarrollar infraestructura de carga estándar para facilitar la transición a sistemas de autobuses eléctricos en ciudades.
Volvo Buses y Siemens ya han firmado un acuerdo global para el suministro de un completo sistema de autobuses eléctricos en diversas ciudades.

Fruto de esta colaboración, Volvo facilitará los autobuses híbridos y modelos puramente eléctricos.

Mientras que Siemens proporcionará e instalará las estaciones de carga energética,  algunas con una capacidad de hasta 300 kW, siendo necesarias para estos vehículos.

Ha sido desde el año 2012 que ambas compañías trabajan en el campo del electro movilidad, ahora, con este nuevo acuerdo.

El principal objetivo se centra en desarrollar una infraestructura de carga estándar para facilitar a las ciudades la transición a los sistemas de autobuses eléctricos.

Dichas compañías ya han instalado una solución completa de movilidad urbana mediante tres autobuses eléctrico-híbridos y cuatro estaciones de carga, en la ciudad germana de Hamburgo.

Allí, los vehículos operan a lo largo de la nueva ‘Ruta de la Innovación’.

Durante 2015, las ciudades suecas de Gotemburgo y Estocolmo también cuentan ya con autobuses 100% eléctricos, eléctrico-híbridos y su correspondiente infraestructura de carga.

La infraestructura de carga suministrada por Siemens incluye la estación, el equipo auxiliar, el cableado, obra civil, la instalación, la puesta en marcha y su mantenimiento.

Una prueba llevada a cabo en Gotemburgo durante un año ha mostrado que el bus eléctrico-híbrido de Volvo permite reducir el consumo de fuel y el dióxido de carbono hasta un 75%, comparado con autobuses diesel Euro 6.

Además, el consumo total de energía se logra disminuir un 60%.

El autobús eléctrico-híbrido Volvo 7900 funciona en modo eléctrico durante el 70% de la ruta, sin provocar ruidos ni emitir emisiones.

Se recarga en solo seis minutos en la estación ubicada al final del trayecto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario