domingo, 9 de noviembre de 2014

Muere el Arzobispo Emérito Flores Santana.Miles estan tristes.

Flores Santana

Lo velan en la Funeraria Blandino.
Mañana lo llevan a La Vega.
Lo regresaran a Santiago y
Lo sepultaran el martes en la Catedral
a las tres de la tarde.
 Por Marcelo Peralta y Roberto Perez
Santiago, R.D.- Sus últimas palabras fueron: “Jesús me está llamando y la Virgen me acompaña, así suspiro por última vez la mañana de este domingo en su lecho del Hospital Metropolitano de Santiago-HOMS-, el Arzobispo Emérito, Su Eminencia Reverendísima, Monseñor Juan Antonio Flores Santana.
Nativo del municipio de Tamboril, provincia de Santiago y el Tercer Arzobispo que ha tenido la Arquidiócesis de Santiago, Flores Santana dejo de existir a las 11:55 de la mañana en una Unidad de Cuidados Intensivos del HOMS tras sufrir una caída y lesionarse la columna vertebral.
A la hora de su muerte tenia de 87 años de edad, y desde hace anos venia padeciendo múltiples dolencias corporales y el pasado lunes había sufrido una caída que le ocasionó una fractura en la cadera derecha.
Especialista practicaron una operación en el HOMS y era atendido por los doctores Miguel Contreras, César Jiménez, Julio César De León, Santiago García, Elaine Diná y Aldo Bencosme, pero este domingo falleció.
Sus restos serán expuestos a partir de mañana lunes 10 de noviembre desde las 9:00 de la mañana en la Funeraria Blandino donde durara hasta el medio día y desde ahí llevarlo a la Catedral de La Vega.
Allí, el cadáver de Flores Santana estará en la Catedral de La Vega por haber sido Obispo desde el año 1966 hasta 1992 antes de ser re movido a la Arquidiócesis de Santiago.
Habrá una misa a las 4 de la tarde el sepelio de sus exequias tendrá lugar el martes 11 de noviembre a las 3 de la tarde en la Catedral Santiago Apóstol, donde se espera la presencia de las principales autoridades eclesiásticas del país y del Presidente Danilo Medina.
Había nacido en EL municipio de Tamboril, provincia de Santiago el día 3 de julio de 1927 y ordenado presbítero el 12 de julio de 1953.
Reemplazo a su Eminencia Reverendísima, Monseñor Panal como el segundo Obispo de la Diócesis de la ciudad de La Vega en 1966.
Estuvo allí hasta 1992 luego que el Vaticano lo nombrada Tercer Arzobispo Metropolitano de la Arquidiócesis de la ciudad de Santiago en lugar de Su Eminencia Reverendísima, Monseñor Roque Adames Rodríguez en el año 1994.
Quien ya falleció y fue el Primer Arzobispo que tuvo la Catedral Santiago Apóstol, de aquí la segunda ciudad del país en importancia industrial, la principal de las 14 del Cibao en la República Dominicana.
Tras su deceso Flores Santana, vivía en la Casa Sacerdotal Santo Cura de Ars, ubicada en la comunidad de Matanzas, ubicada en la zona Sur del municipio de Santiago, provincia del mismo nombre.
A pesar de su edad y las dolencias corporales, Flores Santana realizaba  variados servicios pastorales, donde se le requería sin ningún tipo de condiciones.
Fue un celoso en su labor pastoral, dotes intelectuales, espirituales, incansable espíritu de trabajo, excelente respecto y amor a la Iglesia, a la Eucaristía, a  la Virgen María y a la sociedad.
Tras su muerte, cientos de persona acudieron al Hospital HOMS,  haciendo oraciones y lamentaciones e instituciones, dirigentes sindicales  como Gabriel del Rio, secretario general de la Confederación Autónoma Sindical Clasista-CASC-; Miguel Inoa, director ejecutivo de la Fundación Medio Ambiente y Desarrollo-FUNDAMBIENTE-; entre otras sociales, religiosas, culturales, deportivas y políticas han enviado sus condolencias a los familiares del Arzobispo Emérito.
Done e Inoa dicen que Flores Santana fue un hombre dedicado a tiempo completo a las labores eclesiástica y apegado a los principios morales incuestionados, pulcro en su labor sacerdotal, apegado a sus principios morales, de un trato afable y preocupado por los problemas sociales de la República Dominicana.
E indican que la Iglesia Católica ha perdido un gran pastor, Santiago, el Cibao y el país ha perdido un gran hombre de fe, entregado a los mejores intereses nacionales, por posiciones firmes, sin dobleces, excelente ser humano, decidido en sus propias convicciones.


No hay comentarios:

Publicar un comentario