miércoles, 8 de octubre de 2014

Diputado Papo Fernandez objeta construir muro fronterizo

Diputado Ramón Fernández (foto Juan Almánzar)
Papo Fernandez

Cámara de Diputados hace descenso en la frontera y comisionados dicen que la obra es desfavorable.
Por Marcelo Peralta
San Ignacio de Sabaneta, Santiago Rodríguez, R.D.- La Comisión Permanente de Asuntos Fronterizos de la Cámara de Diputados desaprobaría construir una muralla entre República Dominicana y Haití por lo costoso de la obra, el desorden migratorio, falta de control militar y el festival de permisos de los consulados que superando los 92 mil cada ano.

El diputado perredeista por la provincia Santiago Rodríguez, Ramón Fernández Martínez -Papo-, actual vicepresidente de la Comisión Permanente de Asuntos Fronterizos, dijo hoy miércoles que se hizo un descenso del proyecto, y personalmente considera que no es factible, al comparecer en el programa televisivo “El Zol de la Mañana”, en la ciudad de Santo Domingo, considerando que esta “muralla” en nada resuelve el éxodo migratorio de haitianos hacia la República Dominicana.

Calcula que en la obra se haría una inversión superior a los 5 mil millones de pesos que la República Dominicana no debe hacer esas inversiones, sugiriendo mejor reparar la Carretera Internacional que dinamizaría la económica entre el Sur, la Línea Noroeste y el Cibao.

El legislador reitera que resulta desfavorable hacer una inversión cuantiosa en ese muro “cuando la realidad, es que en la frontera no hay control, porque los haitianos entran y salen a la hora y por los lugares que les da las ganas”.

A su entender la migración haitiana no la detiene una pared, “y ahí está el caso del Cuerpo Especializado de Seguridad Fronteriza –CESFRONT- creado en la gestión reciente del presidente Leonel Fernández, el que no ha podido controlar esa situación” sostiene el legislador.   

“Ciertamente, el CESFRONT controla algunos puntos en la frontera, sin embargo, usted ve cientos de caminitos por donde entran y salen haitianos hacia República Dominicana”  dice Fernández.

Deplora el hecho de que a parte de los haitianos ilegales que entran al país por la frontera burlando la tan “cacareada" vigilancia, otro factor deprimente y de mal gusto es el festival de permisos que otorgan los siete consulados dominicanos en Haití. 

El congresista afirma que los consultados sellan más de siete mil pasaportes al mes a extranjeros, que al año son 92 mil y cada uno a razón de 80 dólares y las tramitaciones de estos al  Ministerio de Relaciones Exteriores no son nada transparentes.


Califica de grave el otorgamiento de permisos por parte de los consulados dominicanos en Haití, quienes actúan sin control y “lo que van allí es a sellar pasaportes, a hacerse millonarios, donde cualquier funcionario de esos diplomáticos podría ganarse al año la friolera de 60 millones de pesos”, así de simple, sostiene el congresista. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada