lunes, 17 de marzo de 2014

Las palomas urbanas: Lo positivo y lo negativo


La paloma urbana
La paloma urbana es un ave de la familia de las Columbidae.

Tiene patas cortas y rojizas, pico corto y delgado, con una cubierta carnosa blanca.

Las tonalidades que protagonizan el plumaje de las palomas son principalmente el gris en diferentes intensidades, marrón y blanco, destacando manchas brillantes verdes y púrpuras en el cuello en los ejemplares adultos.

Es considerada por gran parte de la población como un animal benéfico, y normalmente no se suele ver como lo que es.

Resulta corriente verlas en todas las ciudades, en parques, plazas, edificios, galpones.
Todos hemos disfrutado alguna vez contemplándolas y muchos incluso les habremos dado de comer más de una vez. 

En general, las palomas son animales que tienden a alimentarse, anidar y descansar rutinariamente en los mismos lugares, estos sitios normalmente están localizados en áreas altas y protegidas donde el ser humano no puede accesar. 

Les encantan los edificios grandes y muy altos.

Ya sea esta ave en la naturaleza o en ciudad siempre viven en parejas toda su vida. 

Diez días después del apareamiento la hembra pone un huevo, dos días más tarde, otro huevo. 

 El macho y la hembra alimentan a los pichones al momento de salir del huevo. Los pichones son ciegos, se alimentan de la leche de los cultivos. 

Después de seis días los pequeños comen semillas cocidas y trituradas. 

A las cuatro semanas, el bebé palomas quieren escapar de su nido.

Las palomas poseen un ciclo reproductivo muy corto, con un periodo de incubación de 19 días. 

Pueden realizar 4 ó 5 puestas al año (3-4 desde marzo a agosto, y una más en el otoño, tras la muda) con 1 ó 2 huevos.

El polluelo permanece en el nido alrededor de un mes, tras el cual la pareja vuelve a procrear.

Las palomas alimentan a sus polluelos con leche de buche, producida en esta parte del organismo y regurgitada tanto por el padre como por la madre.

Previamente a la cópula las palomas macho realizan un espectacular cortejo a la hembra:

Reverencia, arrullo y baile. 

El macho hincha las plumas de su cuello y da vueltas en círculos con la cabeza inclinada subiendo y bajándola. 

Seguidamente lanza su característico sonido y da vueltas alrededor de la hembra arrullando.

Arrastre de la cola y asedio.

Tras exhibir su cola desplegándola y arrastrándola por el suelo, el macho corre tras la hembra acercándose continuamente.

Besuqueo y apareamiento. La hembra pone su pico en el interior del pico del macho y éste se posa sobre ella para realizar la cópula.

El macho tras el apareamiento levanta un vuelo ostentoso donde parece aplaudir con sus alas dos veces.

PROBLEMAS Y DAÑOS FÍSICOS QUE CAUSA ESTA AVE.
El problema nace del número. 

Las ciudades ofrecen un hábitat al cual la paloma se ha adaptado perfectamente, casi sin depredadores.

Estas condiciones provocan su explosión demográfica y la paloma pasa así de ser un simpático pajarillo a convertirse una plaga en toda regla. 

Causando molestias a los humanos debido al ruido que pueden generar cuando se acumulan en buen número en alguna zona.

Los expertos las denominan “las ratas del aire”, debido a los riesgos sanitarios que se derivan de su presencia y a las innumerables molestias que provocan en el mobiliario urbano.

Citan deterioro en puentes, tejados, repisas, balcones conductos de desagüe, desvanes, cúpulas, áticos, estatuas, galpones, campanarios, aires acondicionados, fabricas, etc. son los lugares que estas aves suelen preferir en las ciudades para descansar y nidificar. 

Especialmente perjudicado resulta el patrimonio eclesiástico debido a las características arquitectónicas de sus construcciones. 

Causan desperfectos con sus excrementos, que depositan en cualquier parte, pueden llegar a ser excesivamente molestos, no sólo desagradable a la vista y al olfato.

Eso resultan corrosivas y ensucian a cualquier superficie ocasionando manchas permanentes, oxidación y corrosión prematura de las estructuras de metal afectadas.

Destruyen árboles y plantas jóvenes de jardines, e incluso, pueden provocar obstrucciones en canalizaciones, y por lo consiguiente goteras y humedades. 

Degradan las fachadas, corroen y dañan la pintura de los carros, deterioran el mobiliario urbano, y en general daña cualquier zona dando un aspecto bastante sucio y maloliente.

Además las heces, junto con las plumas, son un foco de microorganismos y parásitos que pueden contaminar tanto alimentos, como suministros de agua.

Las palomas construyen los nidos aprovechando cualquier material, desde sus propios excrementos, ramitas, clips, alambres o incluso esqueletos de otras palomas muertas. 

Comen basura medio kilo cada día y para facilitar la digestión ingieren granos de arena o grava con el fin de triturar el alimento.

Estas aves tienen una gran dependencia del agua, ya que pueden no comer alimentos sólidos durante días, pero no pueden pasar sin agua.

PROBLEMAS DE SALUD PÚBLICA QUE CAUSA ESTA AVE
Estas aves pueden generar problemas a la salud pública, pudiendo transmitir enfermedades a personas y animales domésticos.

Con sus heces, plumas, patas, por ejemplo, ellas al hacer su nido o ingerir alimentos van a la basura y allí adhieren muchos microorganismos, el excremento que dejan en pisos y paredes.

Traen a otras plagas como las ratas, chiripas, pulgas y piojos, entre las principales enfermedades que transmite esta ave como son la Histoplasmosis que es una enfermedad respiratoria ocasionada por la inhalación de esporas del hongo histoplasma capsulatum.

Son diseminadas en el aire y se posan en las excretas de las aves donde se promueve su crecimiento y se transporta por el viento. 

Esto puede conllevar un riesgo especialmente para los niños, ancianos y embarazadas. Aunque las palomas no son transmisoras directas de esta enfermedad, sí favorecen el crecimiento del hongo.

Ornitosis
Virus muy difícil de detectar y que pueden transmitir las palomas sin que a ellas se les manifieste. 

se trata de una enfermedad parecida a la neumonía viral
Salmonelosis.

Se transmite mediante la contaminación de los alimentos o agua. 

La bacteria Salmonella se puede encontrar en sus excrementos.
Criptococosi
(hongo que también puede conllevar casos crónicos de meningitis.), encefalitis y pseudotuberculosis.

También las palomas se han visto implicadas en enfermedades contagiosas para el ser humano como por ejemplo la gastroenteritis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario