miércoles, 15 de mayo de 2013

Pide al procurador General de la República intervenir


Por Marcelo PeraltaSabaneta, Santiago Rodríguez, R, D. -Un joven de esta ciudad que guarda prisión en la cárcel de Mao, provincia Valverde, sugirió al Procurador General de la República, Francisco Domínguez Brito, la revisión de su caso.
Juan Carlos Castillo-Tín, de 23 años de edad, apeló a la sensibilidad del Procurador Domínguez ante la convicción de que en su caso se les han violados derechos, al que dice les han orquestado zancadillas y obstruido su proceso para mantenerlo privado de libertad.

Además, llamó al Presidente de la República, Danilo Medina y al Director de Prisiones ofrecer toda la garantía necesaria en la cárcel de Mao, provincia Valverde, donde gurda prisión al ser trasladado desde la de Santiago Rodríguez ya que con este llamado podría que su vida corra peligro, ya que crearía "ronchas" en algún funcionario judicial de aquí, que se habría empecinado en su contra.

Citó que el día 16 de febrero el sargento Domingo Taveras Estévez, penetró a su casa en el sector Bolsillo, lo amenazó y sin estar provisto de un funcionario judicial competente, lo arrestó, lo montó en una motocicleta, lo condujo a la 16 Compañía de la Policía y allí le prefabricó un expediente bajo el pretexto de que tenía 6.0 gramos de cocaína.

Castillo afirma que Taveras Estévez lo sacaba a media no a intimidarlo y a decirle: Tú está jodido conmigo, porque al no poder acusarte te voy a poner drogas y al no incriminarse, el oficial consumó sus macabras pretensiones al acusarme de posesión de droga, lo que nunca en ese momento yo tenía.

El expediente instrumentado en su contra señala que se les imputa la violación de los artículos 4 letra D, que se refiere a traficante, referente a violación de la Ley 50-88 sobre drogas y sustancias controladas de la República Dominicana, en perjuicio del Estado Dominicano.

Ratificó que al momento del sargento Taveras Estévez penetrar a su casa en el barrio Bolsillo, violando sus derechos, lo encañonó, lo amenazó, lo arrestó, lo subió a una motocicleta que conducía otro agente policial, lo llevó al cuartel y allí mediante intimidaciones y mamotretos pre-fabricó el expediente que hoy se ventila en los tribunales de Santiago Rodríguez.

Castillo dice de que es objeto se evidencia que en la justicia de Santiago Rodríguez impusieron tres meses como medida de coerción y no fue sino a los 6 meses que fue llamado a justicia, violando sus derechos inalienables, por cuya razón pide la intervención del Procurador General de la República, Francisco Domínguez Brito para que su caso se conozca con transparencia.

Cita que otros de los escollos que se produce en caso es que el sargento Taveras Estévez, quien lo arrestó y ahora funge como testigo nunca ha comparecido a juicio, lo que es una evidente muestro de maniobra y prejuicios en su contra.

Este miércoles, el conocimiento de la audiencia estaba fijada para las 9 de la mañana, sin embargo, los periodistas y los familiares de Castillo comprobaron que Taveras Estévez no fue citado, porque al decir de la secretaria del Tribunal en ese organismo no había fax para enviar la citación.

También cuando el Juez de Primera Instancia, Juan Miguel Pérez, le preguntó a la secretaria del Tribunal de la inasistencia de Taveras Estévez, alegó que en el Tribunal no hay certeza del domicilio del oficial.

El confinado lamentó que su caso ha sido reenviado en innúmeras ocasiones, por lo que pide al Procurador General de la República, Francisco Domínguez una revisión y se determinar su inocencia.

Llama a Domínguez Brito investigar su caso ya que la audiencia fue pospuesta para el día 3 de julio del presente año y lleva encerrado un año y tres meses guardando prisión preventiva.

El abogado defensor de Castillo, Marién Contreras, denunció en plena audiencia que su cliente lleva un año y tres meses en prisión preventiva lo que se contradice con el nuevo Código de Procedimiento Penal, pero el Juez de Primera Instancia, Juan Miguel Pérez optó por reenviar la audiencia a fin de ser conocida el día 3 de julio del presente año.

Contreras pidió al Tribunal la libertad de su defendido ya que lleva encerrado un año y tres meses de manera preventiva; que se otorgue una garantía económica, además, presentarse los días 30 de cada mes; que la Justicia haga las investigaciones de rigor, a la vez que prometía que el prisionero no saldría de la provincia.

Mientras que Castillo aunque no fue llamado por el Juez de Primera Instancia, Juan Miguel Pérez, se quejó que su encierro es injusto, al ser detenido por el sargento Domingo Veras Estévez, por un supuesto robo y en la Comandancia de la 16 Compañía de la Policía de Santiago Rodríguez colocaron la droga, la que dice nunca poseyó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada